Reglas sencillas para asegurarse de comer sano

Más allá de mantener un peso equilibrado, la alimentación saludable es aquella que se sirve de la adecuada selección de ingredientes y cantidades, para proporcionar al organismo múltiples beneficios orientados hacia el bienestar. Tomando productos de todos los grupos de alimentos, se habla de comer sano, cuando el individuo presta mayor atención a la escogencia de los platos y se asegura de que realmente le aporten más cosas positivas que negativas.

Puesto que se trata de un proceso que comienza a partir de la decisión de llevar a cabo un cambio de vida y por consiguiente de hábitos, la idea es dejar de comer con la única idea de saciar el apetito, en lugar de ello, la invitación es a comer desde el pensamiento de querer estar mejor.

Pautas para comer saludable

  • Cantidad de comidas al día: en lugar de hacer dos o tres comidas abundantes a lo largo del día, es mejor alimentarse entre 5 y 6 veces, pero moderando las porciones y tratando de que lo que se presenta en el plato disponga de cocciones sanas como por ejemplo al vapor o a la plancha; picar entre comidas es algo positivo siempre y cuando se trate de frutas o por ejemplo, frutos secos.
  • Alimentos frescos: la comida para calentar suele ser rica en toda clase de sales y conservantes que hacen mucho mal, lo mismo puede ocurrir con la que se compra ya preparada fuera de casa.
  • Intercambios: en lugar de Croissants, bollos, galletas y panes blancos, elija panes integrales, incluyendo el de trigo y de centeno. Cambie el arroz blanco por el integral y los cereales con azúcar por la granola.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *